¿Merece la pena tener un dominio propio?

¿Merece la pena tener un dominio propio?

Si te gusta escribir y tiene un blog propio como hobby o tienes una página de tu comercio de manera no profesional, alguna vez se te habrá pasado por la cabeza pasar seguir utilizando un subdominio gratuito para tener un propio, pero ¿merece realmente la pena?

Para que vosotros mismos decidáis si merece la pena continuar con un servicio gratuito o no, os voy a detallar las ventajas que supone tener un dominio propio. Como principal inconveniente estaría que habría que pagar por ello, ya no disfrutaríamos de un servicio gratuito, aunque normalmente las tarifas suelen ser muy bajas y asequibles.

La primera ventaja es la profesionalidad. Tener un dominio propio crea la imagen de profesionalidad, parece que una página web sea de más calidad y se toma con mayor seriedad que aquellas páginas que no lo tienen y funcionan bajo un subdominio. En muchas ocasiones tener un dominio propio va ligado a tener una cuenta de correo electrónico personalizada, con tu propia extensión, lo que sin ninguna duda también hará que se fortalezca tu imagen.

Asimismo, un dominio propio es más fácil de recordar y si a alguna persona le gusta tu contenido seguro que se acuerda con más facilidad.

Si tienes un dominio propio las visitas van a aumentar de manera considerable. Esto se debe a que tu web quedará inscrita en los diferentes motores de búsqueda, como son Google o Yahoo. Otra de las causas de que aumenten las visitas es que los buscadores dan preferencia a las páginas con dominio propio frente a las que no lo tienen.

Tener un dominio propio también te ofrece la posibilidad de proteger tu nombre o el de tu empresa si la tienes registrándola como marca.

La flexibilidad que te da tener un dominio también debería ser un aspecto a tener en cuenta. Esto significa que puedes cambiar de proveedor de forma transparente y rápida sin que te afecte de ninguna manera.

Además, la transferencia del dominio no te hace perder contenido. Yo también destacaría que los costes de tener un dominio propio no son muy elevados, por lo que generalmente suele ser una inversión segura y fácil de afrontar.

Gestión gratuita con el pago de dominio propio

Si después de conocer estas cuestiones te estás pensando en tener tu propio dominio para tu blog, te recomiendo que confíes en la empresa DCM Web. Con ellos, sólo tendrás que pagar la cuota anual correspondiente a la renovación del dominio, no te cobran por la gestión.

Tendrás que tener en cuenta que la transferencia de un dominio puede tardar entre 7 y 10 días desde la fecha en que se solicita la transferencia, siempre y cuando tengan todos los datos y autorizaciones correspondientes, por ejemplo el código de autorización. Además, para evitar que pierda su dominio por motivos de expiración, te recomiendan que inicies el procedimiento un mes antes a fin de que pueda asegurarlo.

También es importante que sepa que dcm-web no tendrá ningún control del dominio hasta tanto no haya culminado el proceso de transferencia.